Los límites de la Instalación in situ y el dispositivo museístico

Con bastante afluencia de público, la tarde del 6 de abril de 2005, Miguel Angel Rojas Ortiz abre una exposición que sorprende a Bogotá y la saca de sus rutinas artísticas más cotidianas. Nadie queda indiferente. Se trata de una instalación in situ, de la cual solo sobreviven las obras instaladas, hoy hacen parte de colecciones privadas …