Hablo por ti y por mí

Hablo por ti y por mí. Hoy grito hasta desgañitarme por aquellos que han tenido que susurrar sus deseos y necesidades, por aquellos que no se atreven a ponerle nombre a eso que otros denominan inmundicia, pecado, abominación… por esas otras tantas nuevas mujeres y esos otros tantos nuevos hombres que se vivencian en su …